lunes, 16 de abril de 2018

MARIA ANGELES CARRETERO BARRIOS,bienvenida tu tinta.


Nosvisita hoy una experimentada microrrelatista,, quien  en  su diario nos muestra las juellasdeotros, que posiblemente serán  nuestra futura senda.  




DIARIO DE UN CAMINANTE: relato
FOTO GOOGLE


“En cuanto nace la chispa de la vida dentro del vientre de la madre, empezamos a construir la espiral de nuestra existencia, creando círculos entrelazados que nos llevarán sin parar, de uno a otro, de experiencia en experiencia, de aprendizaje en aprendizaje hasta el último círculo que se cerrará con el último suspiro, en esta danza del tiempo y del espacio”. 

Hace muchos años –no sé cuántos pues los he olvidado- me marché de casa dejando familia y amigos; como equipaje una maleta llena de ilusiones, un libro en blanco y la certeza de que algún día los renglones serían escritos en el agua, la arena y en mi alma. Mi único objetivo era buscar respuestas a mi inconformismo interior que se revelaba cada día más fuerte, alimentando mis ansías de búsqueda. Soñaba con viajar, volar, conocer gente, libros, estaba sediento de conocimiento… Durante mis viajes, descubrí personas maravillosas que me elevaban el alma y otras que la herían. Comprendí que en la guerra de la vida siempre hay heridas desde el primer momento en que ponemos los pies en nuestro camino: caídas, empujones, traiciones, mentiras, manipulaciones; estas heridas son por golpes dados y recibidos.

Estos golpes me hicieron comprender que vivir de espaldas a la vida produce sufrimiento que proviene de ese vacío de querer caminar pero el confort puede más,  provocando una vida sombra y deficiente;  siendo “tibios” por no tomar decisiones, dejándonos arrastrar por otros, viviendo una trampa mortal en nuestra vida. La decepción  y la frustración que producen esas situaciones que provocamos nos hieren el alma haciendo brotar  ríos salados de los ojos porque una vida vacía es una vida sin control, que nos arrastra con tal fuerza como un río desbordado que todo arrasa hacia situaciones imprevisibles. No sabemos quiénes somos, hablamos con otros nosotros mismos, con esa voz cargada de arrogancia, interpretando mil papeles de comediantes pero ninguno de actor principal; nos volvemos personas grises de corazón y nuestra vida se enreda como una madeja tirada en el suelo, posponiendo para mañana el momento de desenredarla.

Vivir de frente es vivir conscientes de que llevamos las riendas de  nuestras vidas porque somos sus artífices; tomamos decisiones que a veces nos llevan a lanzarnos al vacío con coraje, fuerza y sabiduría; desplegando las alas para observar desde lo alto y maravillarnos de la trama de los acontecimientos que nos construyen y comprendemos que todo está interrelacionado. Muchas veces nos hieren y herimos, rectificamos, perdonamos, así  aprendemos y crecemos realizando una obra de arte en nosotros mismos; somos los actores principales de nuestra vida porque vivimos en el eterno presente.

Después de muchos años de transitar por culturas diferentes, por senderos polvorientos, de descansar en oasis, escalar montañas, de internarme en las profundidades de la noche acompañado de sonidos que emergían de mi corazón angustiado;  de pasear entre girasoles que bailaban al son de los rayos dorados y algún que otro hada me regalaba una mirada llena de ternura, acariciándome el alma que se zambullía en el azul infinito; comprendí que yo soy el camino; que lo que buscaba lo había hallado hacía muchos años, al descubrir el canto de mi alma a través de sonrisas, atardeceres,  fragancias  y paisajes que me saludaban cada día. Y, ese descubrimiento me llevó a la  felicidad, al haber encontrado ese refugio interior en el corazón donde germina su flor curando mis heridas.

Somos nuestro propio destino, tan lejano y cercano al mismo tiempo. El viaje comienza y termina en nosotros porque somos el camino. Mi último renglón se escribe en mi alma: “si sientes ese cosquilleo no tengas miedo de lanzarte al camino que te llevará hasta el final del universo en el eterno presente”. 

domingo, 15 de abril de 2018

LOS AFECTADOS POR LA HEPATITIS-C, LUCHANDO POR LA VIDA Por JOSÉ MARÍA GARRIDO



La Plataforma de afectados por la Hepatitis C, en su camino de lucha, organiza   una exposición sobre la evolución de su historia, en colaboración con Madrid Salud del Ayuntamiento y el Distrito Municipal de Arganzuela en el Centro Cultural dotacional integrado, del 6 al 22 de abril de 2018, abierta al público de lunes a Sábado. de 9 de la mañana a 21 horas, en la Calle Canarias 17.
Este evento, que no es puntual ni aislado, forma parte de las JORNADAS EUROPEAS POR LA ELIMINACIÓN DE LA HEPATITIS C y que culminará también con un  Simposio en el Palacio de Cibeles los días 19 y 20 de abril.
Ante los abusos no cabe más que levantar la voz. Solo la protesta colectiva convence a los que deciden que aquello que se pide, es un derecho.  
Los que tienen la solución, permanecen impasibles, como si a ellos nada les tocara, mientras los otros van muriendo. 
La batalla se hace inevitable, cuando se les niega - porque que le han asignado es muy caro. -, el medicamento que les devuelve la vida. 
La denuncia y la desesperación se vuelven aliadas.
Y este es el esfuerzo que está haciendo la Plataforma en defensa de los afectados por la Hepatitis C., porque quedan muchos a los que no ha llegado el fármaco adecuado, porque aún hay muchos que están en la cuneta. 
yer una manifestación, hoy una exposición en el centro cultural dotacional integrado Arganzuela, ¿Y mañana?

Seguirán luchando hasta conseguirlo.



























MIS PASOS ENTRE LAS LETRAS JOSE MARIA GARRIDO Libertad 8 Viernes, 27 de abril 2018 A las 19 H

                    Siempre es un placer, compartir la propia creación literaria, con amigos y conocidos.

Si algún desconocido y curioso, se acerca a mis   letras  por asulaidad ppasara a  formar parte de  mis amigos.

Eso no es que sea un honor para él o ella, pero para mi si que lo es

Mis letras, son de neófito o principiante, por lo que con vuestra ayuda aprendo a manejar el lápiz.

Sé que ese dia a esa hora hay muchos actos, pero me gustaría contar con tu presencia.

Gracias.

Por eso os espero

JOSE MARIA GARRIDO


lunes, 9 de abril de 2018

COMO UN ANCHO DE MAR, QUE SE DILATA POR JOSE MARIA GARRIDO


Publicado en la ANTOLOOGIA POÉTICA DESVÁN
AYUNTAMIENTO DE TORRREJÓN 
MADRID 2018 







“Y una música triste, derrumbada,
una canción distinta, pero intensa.”

Francisca Aguirre


El reloj me devuelve la distancia
como un ancho de mar que se dilata
en un estrecho hilo que aún nos une
dudoso, en una lágrima que huye…

Se asusta al contemplarme
escapa decidido
se acerca impertinente

Y me encuentra
bañado en la paciencia que no tengo
tan extraños
que solo lo profundo nos atrae 

Y le encuentro en soledad al separarnos
Tan cerca del infierno y del abism
tan próximos… tan lejos

¿Dónde estás? 






sábado, 7 de abril de 2018

EN ALAS DEL ESPIRITU” por JOSE MARIA GARRIDO



JOSE ERNANDEZ CASTRO
CONTRATENOR

música contemplativa occidental

¿Que me importa la voz, de donde venga, si es su luz la que marca la huella en mi camino al infinito? ¿Qué me importa que se esconda tras un angel, si es la luz, la voz en las alturas más profundas? Así una hora se hace corta, para disfrutar del canto gregoriano, meditativo y a capella, que en la prodigiosa voz del valenciano José Hernández Pastor, ensancha esta tarde, si ello es posible, la bóveda de la nave central de la iglesia de las Mercedarias, conocidas como Góngoras de Madrid. Un concierto en cuatro tiempos como la vida propia, em cuatro estaciones, la luz de la esperanza en la certeza, que llega y dibuja los colores de la senda con piezas sobrecogedoras, como el Aleluia, o el Veni Domine, nos llevan a la segunda estación el tiempo segundo con el milagro del nacimiento y el renacimiento con obras mucho más contundentes, como el gradual “Haec dies”. Luego llegara el tercer tiempo, el carisma milagroso del otoño, con la sobria resurrección de Lázaro.  Después el desenlace, desde la tierra, el fuego, el viento, el agua, desde cualquier elemento, circunstancia lugar o pretensión, llegamos a quedar en alas el espíritu. Y entonces, el templo se cierra, la voz se apaga y queda el recuerdo y el agradecimiento.




viernes, 6 de abril de 2018

EL CAIRO CINE POR JOSE MARIA GARRIDO



Una imagen es suficiente para mostrar el contenido de esta pelicula  ganadora de la Espiga de Oro en la última Seminci. Dos horas de buen cine ambientado en los albores de la revolución de Egipto de 2011, cuando las protestas callejeras catalizaron la caída del presidente Mubarak, que bien pudiera estar basada en la realidad, razón que justificaría sobradamente el hecho de que el cineasta sueco de origen egipcio Tarik Saleh, que escribe y dirige la obra, no haya conseguido  grabarla en El Cairo. Tres elementos fundamentales marcan el tono del relato Violencia, tensión y critica, y nos permiten pasar una buena tarde de cine.

















BAILE DE HUESOS, TEATRO, por JOSÉ MARIA GARRIDO


La  compañía “Martes Teatro”, bajo la dirección del veterano actor Manuel Galiana, continua la puesta en escena de la obra de Pilar Belmonte
“Baile de huesos”, donde Óscar Olmeda, Tobías, Myriam Gas, Cora, Jesús Ganuza, Mauro, y Pilar Ávila, Lisa, dan vida a cuatro personas de la sociedad actual.

El texto sitúa al auditorio a través de las vidas de los cuatro personajes frente a la muerte y es ella, – simbólicamente el director -, quien se aparece de forma atrevida y tenaz, como un hombre irónico, jovial, vestido de blanco, piadoso y dulce, no como una mujer trágica, con una guadaña, figura a la que estamos acostumbrados, que a su antojo dispone de sus últimos minutos, forzándolos a enfrentarse a lo que ha sido toda su vida.